CPD48: El consenso no se impone

El pasado 17 de abril concluyó en Naciones Unidas la sesión 48 de la Comisión sobre Población y Desarrollo (CPD48), sin una declaración consensuada. La Presidenta de la sesión Ms. Bénédicte Frankinet, de Bélgica, declaró que después de dos semanas de negociación no se logró acuerdo y anunció la presentación de un resumen de las discusiones.

Que la CPD terminara sin un documento de consenso evidenció lo que ya venía sucediendo en las últimas reuniones de la Comisión sobre Población y Desarrollo: la ausencia de acuerdos entre los gobiernos frente a temas fundamentales como los derechos sexuales, el reconocimiento a la diversidad de familias, los derechos para adolescentes y jóvenes, la educación integral en sexualidad, las desigualdades que afectan a indígenas y afrodescendientes y por último los vínculos entre derechos humanos y desarrollo.

Al respecto, el Grupo de Trabajo Feminista de América Latina y el Caribe sobre el post 2015 manifiesta que:

  1. Es perentoria una revisión de los procedimientos y la metodología de trabajo de la Comisión.
  2. El trabajo realizado por el Buró, y de manera particular por el facilitador fue exhaustivo en la permanente búsqueda del consenso especialmente respecto al Grupo Africano, El Grupo Árabe y el CARICOM que fueron intransigentes y no dejaron espacio para avance alguno
  3. Los acontecimientos de la CPD48, obligan a repensar las estrategias a futuro. La búsqueda del consenso no puede ser un fin en sí mismo so pena de que posiciones retrógradas, conservadoras y minoritarias lleven al estancamiento e impidan el avance de los derechos de millones de mujeres en el mundo.
  4. Celebramos la posición de los países de América Latina que apoyaron la decisión de la Presidenta de levantar la sesión sin consenso. Esto refleja el compromiso de nuestra región con el Consenso de Montevideo y un respaldo pleno al Programa de Acción del Cairo más allá de 2014.
  5. Queremos compromisos con la implementación y con la rendición de cuentas. Lo sucedido en la CPD 48 no es un paso atrás, sino una oportunidad para fortalecer la agenda. Reafirmamos que nuestros derechos no se negocian.

Grupo de trabajo de América Latina y el Caribe para la incidencia en el post 2015: integrando agendas globales.

(Articulación Feminista Marcosur, Campaña por una Convención Interamericana de los Derechos Sexuales y Reproductivos, Enlace Continental de Mujeres Indígenas de las Américas-ECMIA, Red de mujeres Afrolatinoamericanas, Afrocaribeñas y de la Diáspora, Red de Salud de las Mujeres Latinoamericanas y del Caribe, Red Latinoamericana de Católicas por el Derecho a Decidir, Red Latinoamericana y Caribeña de Jóvenes por los Derechos Sexuales y Reproductivos-RedLAC)